¿Es el bitcoin sólo un escaparate o es un negocio real?

Gracias a la creciente pandemia que no hemos podido detener a pesar de los esfuerzos mundiales por controlar las infecciones, al crecimiento exponencial de la tecnología y el desempleo, y a la búsqueda de la supervivencia de la cuarentena, el comercio digital se ha convertido en un negocio extremadamente rentable.

Bitcoin desafía las normas

A medida que el comercio digital y las bolsas han ido creciendo, la gente ha ido prefiriendo los mercados libres no regulados para mover su dinero. Obviamente, el Bitcoin entró en el juego y creció a un ritmo vertiginoso.

A pesar de los esfuerzos de Estados Unidos y del mundo, que depende en gran medida de la actividad económica de esta locomotora, por reactivar la economía mundial, lo cierto es que ha sido bastante difícil y que se han tomado algunas medidas de precaución porque, con la pandemia, estamos caminando sobre techos de cristal.

El mercado de capitales se ha convertido en una oportunidad para muchos de los que vieron en la pandemia un encuentro con nuevos caminos y una experiencia de vista, al menos para los más optimistas.

Bitcoin: ¿una buena forma de introducirse en el mercado?

Muchos lo vieron como una forma no sólo de salvaguardar su dinero, sino de multiplicarlo a través del comercio bursátil, pero sobre todo en los activos llamados criptomonedas. Concretamente en la euforia del momento: el bitcoin.

No sólo por parte de los particulares, sino también de las grandes empresas e inversores que han dado un voto de confianza al bitcoin, lo que tiene como efecto que más personas y empresas se suban al carro al permitir que la gente compre, invierta y venda criptomonedas.

Es difícil saber qué dirección tomará la economía mundial después de este desastre del virus chino, pero puede estar seguro de que el bitcoin y las monedas digitales serán una parte importante del proceso y quizás, por qué no, una transición a un mercado monetario totalmente virtual.